Adype | Informes de economía vasca de LABORAL Kutxa
18463
single,single-post,postid-18463,single-format-standard,ajax_fade,page_not_loaded,,wpb-js-composer js-comp-ver-4.2.3,vc_responsive
 
RP-Bilbao-marian-egibarmadariaga

21 julio Informes de economía vasca de LABORAL Kutxa

LABORAL Kutxa ha presentado en rueda de prensa los informes sobre la economía vasca que elabora su Servicio de Estudios.

La presentación del informe sobre la economía de la Comunidad Autónoma del País Vasco ha tenido lugar en Bilbao, a cargo de Xabier Egibar, director del área de Desarrollo de Negocio, y Joseba Madariaga, director del Departamento de Estudios. Una vez finalizada la presentación para los medios de la CAPV, la sede territorial de LABORAL Kutxa en Pamplona ha sido el escenario para la presentación del informe relativo a la economía de Navarra, donde también ha intervenido Javier Cortajarena, como director territorial.

INFORME ECONOMÍA DE LA CAPV 2016

Desde la perspectiva económica, 2016 ha sido un buen año: con un crecimiento sólido, creación de empleo y una sensible reducción de la tasa de paro. Los elementos que se encuentran detrás de este comportamiento son el proceso de devaluación interna de la economía y una serie de factores coyunturales que aún persisten y de entre los que destacan las medidas monetarias del Banco Central Europeo y el comportamiento del precio de las materias primas.

Sin embargo, el relato de lo acontecido en 2016 no puede obviar los riesgos fundamentalmente políticos que existían sobre el escenario descrito. El año comenzó con serias dudas en China donde los desequilibrios financieros siguen planteando quebraderos de cabeza. Pero desde una perspectiva europea, el 23 de junio de 2016 quedará marcado en el calendario por mucho tiempo. En una ajustada votación, el Reino Unido decidió abandonar el proyecto europeo. Las consecuencias de tal decisión son todavía impredecibles en un momento en el que acaba de comenzar la negociación acerca de la salida, pero el hecho en sí suponía un jarro de agua fría para la Unión Europea que se adentraba en un periodo de incertidumbre con elecciones en varios países relevantes durante 2017.

Además, en noviembre, Donald Trump resulta el sorprendente ganador en las elecciones de EEUU lo que introducía más presión debido a su discurso contrario a la Unión.

Afortunadamente, estos hechos no afectan a las magnitudes económicas que mostraron una fortaleza particularmente sorprendente:

  • El año 2016 el PIB de la CAPV se incrementa un 3,1%, cifra similar a las tasas de crecimiento habidas tanto en la Comunidad Foral de Navarra como en el conjunto del Estado, cuyos registros son del 2,9% y 3,2% respectivamente.
  • Lo anterior hace que el comportamiento del mercado laboral sea positivo en los tres ámbitos geográficos, ya que el empleo crece un 2,9% en la CAPV, un 1,2% en Navarra y un 2,7% en el conjunto del Estado.
  • En cuanto a la magnitud más influyente, la tasa de paro, se sitúa en el 12,6% en la CAPV, disminuyendo 2,2 puntos porcentuales con respecto a 2015, mientras que en la CF cae hasta el 12,5% y en España alcanza el 19,6%. La conclusión es que poco a poco las tasas de paro comienzan a ceder el terreno ganado a lo largo de esta prolongada crisis, aunque todavía distan mucho de valores que podrían considerarse aceptables.
  • Desde la perspectiva de la oferta destaca que, por primera vez a lo largo de los últimos años, todos los sectores marcan registros de crecimiento positivos del valor añadido bruto.

 

PERSPECTIVAS CAPV 2017-2018

En lo que respecta a 2017, los resultados de las elecciones en Holanda y Francia rebajaron la tensión del Brexit y de la victoria de Trump en EEUU. Además, los recientes comicios en Reino Unido han fortalecido la posición europea de cara a la negociación, y aunque todavía quedan las elecciones alemanas a la vuelta del verano, el momento actual puede suponerse como “dulce” si lo comparamos con la situación en la que nos encontrábamos hace un año. Porque además, la economía mundial está mostrando cierta fortaleza con lo que el crecimiento se está alineando en las principales áreas geográficas.

Ello se está traduciendo en nuestro caso en la continuidad del crecimiento a tasas próximas al 3% durante 2017 e incluso en 2018. Concretamente, nuestras expectativas para 2017 se cifran en un 3% tanto para la Comunidad Foral de Navarra como para el conjunto del Estado y del 2,9% para la Comunidad Autónoma del País Vasco.

Como siempre, es preciso señalar los elementos de incertidumbre asociados a la previsión, que tienen que ver con el discurrir de las negociaciones del Brexit de modo que puedan calibrarse mejor los efectos de la decisión, la orientación de la política fiscal y comercial de EEUU, el resultado de las elecciones alemanas y el comportamiento de la economía China.

Y aunque lo señalado tiene mucho que ver con el corto plazo de la economía y las cifras garantizan sensibles avances en el proceso de convergencia hacia los países con mayor nivel de vida, los retos a medio no son menos importantes, y en el listado siempre aparece la necesidad de mejorar la productividad de la economía y encarar los problemas derivados del envejecimiento de la población.

2Inf-economía-Navarra_mesa_cortajarenaegibarmadariaga

INFORME ECONOMÍA DE NAVARRA 2016

Desde la perspectiva económica 2016 ha sido un buen año: con un crecimiento sólido, creación de empleo y una sensible reducción de la tasa de paro. Los elementos que se encuentran detrás de este comportamiento son el proceso de devaluación interna de la economía y una serie de factores coyunturales que aún persisten y de entre los que destacan las medidas monetarias del Banco Central Europeo y el comportamiento del precio de las materias primas.

Sin embargo, el relato de lo acontecido en 2016 no puede obviar los riesgos fundamentalmente políticos que existían sobre el escenario descrito. El año comenzó con serias dudas en China donde los desequilibrios financieros siguen planteando quebraderos de cabeza. Pero desde una perspectiva europea, el 23 de junio de 2016 quedará marcado en el calendario por mucho tiempo. En una ajustada votación, el Reino Unido decidió abandonar el proyecto europeo. Las consecuencias de tal decisión son todavía impredecibles en un momento en el que acaba de comenzar la negociación acerca de la salida, pero el hecho en sí suponía un jarro de agua fría para la Unión Europea que se adentraba en un periodo de incertidumbre con elecciones en varios países relevantes durante 2017.

Además, en noviembre, Donald Trump resulta el sorprendente ganador en las elecciones de EEUU lo que introducía más presión debido a su discurso contrario a la Unión.

Afortunadamente, estos hechos no afectan a las magnitudes económicas que mostraron una fortaleza particularmente sorprendente:

  • El año 2016 el PIB de la Comunidad Foral de Navarra se incrementa un 2,9%, cifra algo inferior a la tasa de crecimiento habida en el conjunto del Estado cuyo registro es del 3,2%.
  • Lo anterior hace que el comportamiento del mercado laboral sea positivo en ambos ámbitos geográficos, ya que el empleo crece un 1,2% en Navarra y un 2,7% en el conjunto del Estado.
  • En cuanto a la magnitud más influyente, la tasa de paro, se sitúa en el 12,5% en la CF y en España alcanza el 19,6%. La conclusión es que poco a poco las tasas de paro comienzan a ceder el terreno ganado a lo largo de esta prolongada crisis, aunque todavía distan mucho de valores que podrían considerarse aceptables.
  • Desde la perspectiva de la oferta destaca que, por primera vez a lo largo de los últimos años, todos los sectores marcan registros de crecimiento positivos del valor añadido bruto.

 

PERSPECTIVAS NAVARRA 2017-2018

En lo que respecta a 2017, los resultados de las elecciones en Holanda y Francia rebajaron la tensión del Brexit y de la victoria de Trump en EEUU. Además, los recientes comicios en Reino Unido han fortalecido la posición europea de cara a la negociación, y aunque todavía quedan las elecciones alemanas a la vuelta del verano, el momento actual puede suponerse como “dulce” si lo comparamos con la situación en la que nos encontrábamos hace un año. Porque además, la economía mundial está mostrando cierta fortaleza con lo que el crecimiento se está alineando en las principales áreas geográficas.

Ello se está traduciendo en nuestro caso en la continuidad del crecimiento a tasas próximas al 3% durante 2017 e incluso en 2018. Concretamente, nuestras expectativas para 2017 se cifran en un 3% tanto para la Comunidad Foral de Navarra como para el conjunto del Estado.

Como siempre, es preciso señalar los elementos de incertidumbre asociados a la previsión, que tienen que ver con el discurrir de las negociaciones del Brexit de modo que puedan calibrarse mejor los efectos de la decisión, la orientación de la política fiscal y comercial de EEUU, el resultado de las elecciones alemanas y el comportamiento de la economía China.

Y aunque lo señalado tiene mucho que ver con el corto plazo de la economía y las cifras garantizan sensibles avances en el proceso de convergencia hacia los países con mayor nivel de vida, los retos a medio no son menos importantes, y en el listado siempre aparece la necesidad de mejorar la productividad de la economía y encarar los problemas derivados del envejecimiento de la población.